¿Qué es el Food styling?

Actualizado: 29 mar 2020

¿No les pasa que entran en sus redes sociales o Internet y ven fotografías de comida súper provocativas?. Esto se debe al, por su nombre en inglés, food styling. Si no conoces este término, estás en el lugar indicado. Te diremos todo lo que necesitas saber acerca de este increíble arte.



¿A qué llamamos food styling?

Bien, también podemos llamarlo food art, y es el arte de tomar fotografías de comida que resulten completamente atractivas y tentadoras. La idea es lograr que quien las observa, sienta desde una fuerte atracción hasta una sensación de hambre, en definitiva una sensación de consumo.

Este tipo de fotografía gastronómica nació para lograr que restaurantes y marcas de comida en general logren posicionarse mejor y mucho más rápido en el mercado, tomando como herramienta la exaltación de todos sus productos.


Si alguna vez has visto fotos de una hamburguesa deliciosa o fast food exquisita que te despertó hambre, lo más probable es que haya pasado por las manos de un food styler.



¿Cómo puedo hacer food art?

Si quieres hacer una buena fotografía publicitaria de alimentos, te dejamos estos útiles consejos:

  • Contrata un food stylist.

No se trata de que no puedas aprender, sino de que las primeras veces busques ayuda y despejes todas tus dudas, poco a poco seguramente podrás aprender diversas técnicas logrando hacer tu propio food design.


El usar ingredientes frescos es un detalle importante

  • Fresco y verde.

Es vital que utilices alimentos lo más frescos posible, recuerda que la vida de los alimentos es de 1 a 3 días, por ello, lo mejor es que los compres muy cercanos a la fecha de la sesión.

  • ¡Deja que vuele tu imaginación!

Es muy importante que te familiarices con los alimentos, crea, dale rienda suelta a tu imaginación y permite que ella misma te diga cuales son las mejores combinaciones y cuáles serán los platos protagonistas de la sesión fotográfica.


  • Acompaña la comida.

Haz que el ambiente resulte propicio, no se trata solamente de que la comida sea sabrosa, también es vital combinar colores, formas y texturas para que el plato resalte, recuerda que cada uno de estos elementos ayudará a obtener un plato visualmente atractivo.


  • Atrévete a pensar diferente.

Lo común es que las fotografías de alimentos sean realizadas en estudios, pero, nadie dice que esto sea obligatorio. Sé creativo, animate a trabajar con modelos, a experimentar diferentes locaciones, explora la luz natural en diferentes horarios. Cada foto será única y te ayudará a crecer y diferenciarte.


Trucos infalibles para fotos increíbles

Hay varios trucos que puedes utilizar en tus sesiones, los mismos te ayudarán a tomar fotografías más naturales, donde la comida destaque y requiera menos retoques. Toma nota:




  • Cero flashes.

Si es posible y quieres composiciones más naturales, apágalo. Prueba mover el plato o alimento en busca de la mejor luz y la mejor sombra, busca el mejor ángulo lumínico!.

Si el problema es que no hay suficiente luz, entonces haz la sesión en otro lugar, busca siempre ventanas amplias.


  • Fotos de frente y a 45º.

Las fotos de frente y a 45 ° son las más recomendadas, ya que logran una mayor sensación de cercanía entre lo que se muestra y quien ve la fotografía, (son los ángulos más cercanos al punto de vista de un comensal real). Haz varias tomas de la misma escena, prueba cambiar los cubiertos de lugar o la reflexión o bloqueo de luz sobre el plato.


  • Sé detallista.

Una de las cosas más importantes del food stylist es que debes lograr que las personas “coman con sus ojos” y una forma de lograrlo, es haciendo que los ingredientes se vean frescos y deliciosos.

Para ello, necesitas presentar productos frescos, sin quemar y sin romper donde no quieras, controla los detalles, aún los que parezcan casuales. Por ejemplo, si querés tomar la fotografía de una pizza, lo ideal es que trabajes todos sus ingredientes por separado y los vayas uniendo según la sensación que quieras dar. Una rodaja de tomate muy cocida o una masa muy cocida, en toma cambian de color y forma, pudiendo dar un mal aspecto.


Podemos decir que el food styling es una nueva carrera para aquellos que aman la comida y la fotografía. Y, seamos sinceros, ¿quién puede molestarse si está rodeado de platillos deliciosos?.
169 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo